Nochevieja en Londres

Piccadilly Circus, Londres

Piccadilly Circus, Londres

El año, que empezó en Madrid, no pudo acabar de mejor manera: en Londres. Hasta entonces, lo único que sabía de mi amado país es que allí, como en el resto del mundo sin ser España, no se toman uvas, sino que a las 00:00 horas se tiran fuegos artificiales. Así contado, lo primero que se te viene a la cabeza son los fuegos que has presenciado año tras año en tu ciudad, muy bonitos sí, pero “vistos unos, vistos todos” (sin menospreciar el curro que llevan detrás, ni los espectáculos que se montan). Sin embargo, por mucho que los que estén allí nos lo hayan contado, nunca llegaríamos a hacernos una idea de lo increíble que puede ser la imagen de ver como los artefactos van explotando en el cielo justo detrás del Big Ben, hasta que no lo viésemos.

Lo cierto es que el espectáculo ya puede ser bueno. Bueno no, muy bueno, ya que los espectadores empiezan a coger sitio en el centro de Londres a eso de las 17:30 horas. La imagen en televisión es increíble: un hormiguero de personas a orillas del Támesis, desde Embankment hasta Piccadilly ¡Alucinante! Aún faltando cinco horas, a las 19:00, para que el enorme reloj de Westminster toque el inicio del año, las calles están tan colapsadas de gente que ni los buses de línea son capaces de cruzar Waterloo Bridge. Es la hora en la que la capital británica se viste de gala. Cafeterías, tiendas y restaurantes echan el cierre para despedir el viejo año. En esta ocasión, tal y como ha informado la BBC, han asistido unas 250.000 personas que, durante horas, han estado cogiendo sitio a unos ceros grados, para ver cómo salían disparados los fuegos desde el London Eye.

Con la televisión puesta, a eso de las 23:59 comienza la cuenta atrás y, sin llegar a penas al cero, empiezan a repicar las campanas del Big Ben. Tras ellas, comienza un espectáculo pirotécnico televisado en todo el país y al que, algunas cadenas, les ponen banda sonora: Queen, The Clash con su clásico London Calling, The Beatles, Michael Jackson, Candi Staton, etc. Todo ello intercalado con el mítico Mind the gap, que nos recuerda que, efectivamente, estamos en Londres.

Sin embargo, los que están en casa también siguen su ritual complementario. Tras brindar con el champán al ritmo del Big Ben, y felicitarse el nuevo año, como en la mayoría de los países de habla inglesa, lo tradicional es crear un círculo, cogerse de la mano con los brazos cruzados y cantar Auld lang syne para despedir el año. El título de esta canción está en escocés, aunque viene a significar “por los viejos tiempos”.

Este poema, que se canta siempre a las 12 en Londres en Nochevieja (así como en funerales o cuando alguien se va) fue introducido en Inglaterra por los escoceses. Escrito por Robert Burns, uno de los poetas escoceses más populares, en 1788, actualmente está traducido y versionado en muchas lenguas. En España, por ejemplo, se conoce como Vals de las velas y fue versionada por el artista canario Rafael Jáimez Medina.

Una vez terminado el espectáculo del Támesis, comienzan otros fuegos alternativos de menos tamaño en los distintos barrios londinenses. Desde luego, una forma diferente para empezar el 2011, aunque sin renunciar a las uvas, ya que TVE1 Internacional está en todas partes. Espero que la doble celebración me traiga este año doble suerte y que mis dos deseos me vuelvan a llevar a Londres. Para los que aún no lo hayáis visto, aquí os dejo el vídeo de los fuegos artificiales emitido por la BBC One el pasado 31 de diciembre de 2010.

Periodista digital especializada en viajes

9 Comments

  1. MADRE MIA!
    es impresionante! tiene que ser fantastico verlo en primera fila!
    que increible! como me gusta esta ciudad!
    UN BESAZOOOO y feliz año!!!

  2. Si, en primera fila tiene que ser genial, aunque es un poco difícil coger sitio, ya que la gente empieza a llegar a las 17:30 y, con el frío que hace, es mucho tiempo de espera jejeje.. Amo Londres! Gracias por tu comentario Juliet.

    Un beso y ¡Feliz año para ti también! 😉

  3. Pingback: Bitacoras.com
  4. El año pasado tuve la oportunidad de vivir el fin de año en Londres y simplemente impresionante.

    Gracias a esta entrada he podido revivir de nuevo esa experiencia.

    Saludos 😀

  5. Hola José Carlos, me alegro que te haya gustado. No conocía tu blog, pero ya me lo he apuntado 😀 Estoy deseando poder leer más sobre tu Fin de año en París, que seguro que también ha sido increíble.

    Un saludo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: