Las mejores playas de España

playas de España

¡Afortunados aquellos que tienen vacaciones este verano! Si eres de este grupo seguro que ya has planeado tu escapada a algún lugar paradisiaco, y es que con esta asfixiante ola de calor que nos está dejando a todos tontos, y pegados, muy pegados, no es para menos. Verano es sinónimo de playa y mar, mucho mar. Y, que algunos nos veamos forzados a pasar la época estival metidos en la oficina, no significa que tengamos que renunciar a pasar un verano digno. Por suerte, España está rodeada de increíbles playas para todos los gustos (amantes del surf, del scuba diving, etc.) así que no tendremos que irnos muy lejos para disfrutar de lo mejor de las vacaciones.

Playa de Roda

 

Playa Roda, Islas Cíes

Está playa situada en las Islas Cíes, Galicia, es merecedora de ocupar el número uno de nuestra lista. Se trata de la isla más grande del Parque Natural Illas Cíes, tiene forma de concha y se dispone en un entorno rústico. Su playa mide unos 1.300 metros, compuesta de arena fina. Su agua es bastante tranquila, por lo que es ideal para el baño.

Desde uno de los arenales se ve la Ría de Vigo, mientras que el lado opuesto da a mar abierto. Roda ha sido galardonada con la bandera azul y, para evitar la masificación, el acceso está restringido a 2.000 personas diarias. Para acceder a la playa de Roda hay que ir en barco desde los puertos de Cangas y Vigo, durante la temporada alta.

 

Playa de Bolonia

 

Situada en la capital del viento, Tarifa, la playa de Bolonia llama la atención por su enorme duna que traslada imaginariamente al viajero hasta el Sáhara (de hecho, en los días clareados se llega a ver la costa africana, ya que se encuentra justo enfrente de Marruecos). Esta playa cuenta con unos 4 kilómetros de arena blanca y agua cristalina. Es el comienzo del Atlántico gaditano, por lo que en sus aguas suele haber corrientes.

 

Arroyo de Canuelo

 

 

Arroyo del canuelo, Cádiz imagen de Flickr Calblan

En el Parque Natural del Estrecho se encuentra Arroyo de Canuelo, una playa virgen en pleno paraíso natural. Esta playa, que carece de servicios, ya que está prácticamente desértica, cuenta con unos 500 metros de longitud y 40 metros de ancho. Su arena es dorada y algo granulada, mientras que su mar genera olas moderadas, por lo que es perfecto para practicar deportes de agua como el bodyboard. También es conocida por ser una de las mejores para hacer nudismo, ya que se encuentra en un ambiente bastante privado. El acceso a la playa es algo complicado, ya que sólo se puede acceder a pie. Arroyo de Canuelo se encuentra en territorio militar y, además, por estar tan próximo a África, a veces se pueden ver restos de pateras en la costa.

 

Playa del Silencio

 

 

Playa del Silencio, Asturias

En el municipio de Cudillero, Asturias, nos encontramos con esta increíble cala cuya montaña pretende invadir la arena. Para muchos viajeros se trata de una de las playas más bonitas de todo el occidente asturiano, ya que se conserva prácticamente intacta a la invasión turística. Además de por ser virgen, la belleza de esta playa reside en que está protegida por dos islotes de diferentes tamaños, lo que la hace estar resguardada y ajena a todo lo que la rodea.

 

Playa Mitjana

 

 

Playa Mitjana, Menorca

Las Islas Baleares poco tienen que envidiarle al caribe, pues tanto Mallorca como Menorca cuentan con increíbles calas de aguas cristalinas mezcladas con frondosa vegetación. La playa Mitjana, en Menorca, es un claro ejemplo. Esta cala, que ha sabido mantenerse aislada de los turistas, permite a los viajeros disfrutar del sol y del mar rodeados de tranquilidad, sin tener que luchar por conseguir un hueco en la arena ni acabar colocando la toalla encima del vecino. Esta increíble playa ocupa unos 100 metros de largo y 140 metros de ancho.

 

Cala Torta

 

 

Cala Torta, Mallorca

En Mallorca, sin embargo, está la Cala Torta, una playa prácticamente virgen de 150 metros situada en una remota zona montañosa y preservada en su estado natural.

 

Cala Salada

 

 

Cala Salada, Ibiza

En Ibiza una de las playas favoritas de los residentes, ya que allí al parecer apenas llegan turistas, es Cala Salada. Rodeada de vegación, esta playa de 200 metros invita a realizar un paseo por la naturaleza virgen de las colinas colindantes. Muy cerca de aquí se encuentra la Cueva de Ses Fontanelles, famosa por sus pinturas de la Edad de Bronce. Para ir desde la cala habrá que coger el coche y, según se sale, tomar el camino de arena que va de la cala hacia la derecha. El camino es largo, pero las vistas desde los acantilados merecen la pena.

 

Playa de las Catedrales

 

 

Playa de las Catedrales, Lugo

No podríamos hacer una lista sin que estuviese la playa gallega de As Catedrais, nombre turístico de la Praia de Augas Santas, en la provincia de Lugo. Esta playa, declarada Monumento Natural por la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Galicia, se caracteríza por las enormes piedras y cuevas a pie de playa durante bajamar, mientras que en pleamar la playa disminuye.

Las cuevas y arcos que quedan visibles cuando baja la marea tienen más de treinta metros de altura y recuerdan a los arbotantes de una catedral, de ahí el nombre. Además, también se puede acceder a las playas vecinas desde la arena cuando hay bajamar, aunque hay que tener cuidado. A pesar de estar repleta de acantilados, la playa de las Catedrales sigue siendo apta para el baño.

 

Cabo de Gata

 

 

Cala Rajá, Cabo de Gata, Almería imagen de Flickr Philippe Guillaume

El Parque Natural de Cabo de Gata, en Almería, cuenta con un sinfín de playas protegidas, por lo que la gran mayoría (no todas) están prácticamente vírgenes. Una de las preferidas por lo jóvenes es la Cala Rajá, una playa rústica a la que se accede por un camino de cabras. Muchos jóvenes suelen hacer acampadas nocturnas, aunque se corre el riesgo de que la Guardia Civil te mande abandonar la zona en mitad de la noche. Otra de las calas vírgenes y que tampoco suele estar llena de turistas ya que cuesta bastante llegar hasta ella, pues se encuentra en un recóndito lugar, es la Cala Príncipe. Se trata de una playa nudista, como muchas de las que la rodean. En la página www.degata.com puedes ver el listado de playas de la zona, cada cual más sorprendente.

 

Playa de Xagó

 

 

Playa de Xago, Asturias

Se trata de una de las playas preferidas de los surferos asturianos. Situada a medio camino entre Avilés y Luanco, Xagó es una playa casi virgen en donde la vegetación se funde con la arena ocasionando pequeñas dunas a la entrada de la playa. Aunque no se puede decir que esté desértica, lo cierto es que la playa es tan amplia que podrás tomar el sol prácticamente solo. Cuenta con duchas de madera en la entrada y también hay un pequeño chiringuito, aunque a pesar de ello, sigue sin ser una playa explotada.

 

Playa de Sotavento de Pájara

 

 

Parque Natural Jandia, Playa de Pájara

Al igual que en las Islas Baleares, las Islas Canarias también cuentan con un sinfín de playas espectaculares que nada tienen que envidiar a las del caribe, además de por su clima por la temperatura del agua, que llega a 22 grados en verano. Una de las islas en donde se puede descansar y que tiene buenas playas es Fuerteventura. Aquí tenemos la playa de Sotavento en Pájara, una de las mejores según los viajeros. Se trata de un rincón nudista, aunque también se puede ir con traje de baño, y es el destino favorito de aquellos que desean hacer scuba diving, ya que el fondo marino es impresionante.

 

Playa de Maspalomas

 

 

Playa de Maspalomas, Gran Canaria

Posiblemente una de las mejores playas de Gran Canaria. Su agua cristalina y su arena tostada se funden con las majestuosas dunas formadas por el viento. Esta playa está dividida en tres partes: una zona gay, otra nudista y otra ideal para ir en familia. Está galardonada con la bandera azul, aunque el único inconveniente es que, dada su enorme fama está algo masificada, por lo que cuenta con parques temáticos alrededor, como uno acuático, otro dedicado a la ornitología, etc. Aunque es un paraíso natural y las dunas son increíbles, quizá no es el lugar ideal para huir de la multitud.

 

Playa de Barrika

 

 

Playa de Barrika, Vizcaya

Se trata de una playa algo escondida a unos pocos kilómetros de Bilbao. La playa de Barrika es sin duda uno de esos lugares para perderse o hacer nudismo, ya que no suele haber mucho turista. Para acceder a ella hay que hacerlo a pie, bajando por unos acantilados, por lo que se debe dejar el coche en el parking. Esta playa no tiene arena, sino piedras, por lo que lo más aconsejable es llevar calzado adecuado de playa para no dañarse los pies.

 

Playa Laida

 

 

Playa Laida, Vizcaya

Situada también en Vizcaya, la playa Laida es una de las preferidas por los surferos ya que a un lado está la ola de Mundaka, que rompe hacia la izquierda y es tan especial que hace que esté entre una de las mejores olas del mundo. Además, desde 1998 se celebra el campeonato de surf Billabong Pro. La belleza de esta playa se debe, entre otras cosas, a que aquí desemboca la ría de Gernika, además de por sus vistas a Pedernales y la isla de Ízaro. Debido a las corrientes y mareas, esta playa siempre te parecerá diferente.

 

Playa de la Gola

 

 

Playa de la Gola, Gerona

En Gerona, por ejemplo, está la playa de la Gola, cerca de Estartit. Esta playa está muy cerca del río Ter, por lo que es un lugar en donde principalmente hay pescadores y no mucho turista. Lo mejor de todo es que a lo lejos se pueden ver las islas Medas, un archipiélago formado por siete islas a las que, para ir, hay que acceder en barco. Su fondo está consideredo como reserva marina. Si te encanta bucear, las Medas es uno de los sitios más hermosos de Cataluña para hacerlo.

 

Playas vírgenes de Mojacar

 

 

Playas de Mojacar, Almería. Imagen de Flickr de Mojacar Viajes

En Andalucía tenemos las playas vírgenes de Mojacar, unas seis playas sin a penas haber sido tocadas por la mano del hombre. Sus transparentes aguas son perfectas para aquellos que, además de relajarse, buscan un lugar para hacer submarinismo. Desde la playa de la Rumina a la Cueva del lobo encontramos una amplia variedad de playas, incluidas las Granatillas o el Sombrerico, playas que están cerca de la ciudad o bien en las afueras.

 

Playa de Santa Cristina

 

 

Playa de Santa Cristina, Gerona. Imagen de Flickr de SantiMB

Esta cala de la Costa Brava es un buen lugar para perderse un fin de semana. A ella no se puede acceder en coche, por lo que éste habrá que dejarlo en el parking y bajar por un sendero hasta la parte de la playa.

Por supuesto, hay muchas más playas y calas tan bonitas como éstas, aunque la lista sería interminable. De momento, ya vamos haciéndonos una idea de a dónde podemos escaparnos unos días para poder afrontar otra bochornosa semana más de trabajo sin ver el final del túnel. Ánimo, agosto está a la vuelta de la esquina (para los que sí os vayáis de vacaciones).

Periodista digital especializada en viajes

4 Comments

  1. Mi idea es hacer una ruta por toda la costa Brava, tiene que estar genial! Sebas nuestro fiel lector jajajaja que haríamos sin ti!!!

  2. Respecto a la cala de Sta. Cristina, en Lloret…

    Menuda porquería de playa!
    Fuimos un par de amigos y yo, animados tras ver algunas críticas en varias webs y foros, esperando encontrar una cala tranquila y poco concurrida. Esta fue nuestra experiencia…

    Primer chasco: Parking de pago. Algo absurdo, porque a 100 metros tienes otro parking mucho más grande y gratuito.
    Segundo chasco: Cuesta de tierra empinada. No sería motivo de queja, ya que si uno busca una cala aislada del mundanal ruido, precisamente se espera que el acceso no sea fácil, el problema es que por el mismo motivo, uno procura cargar su propia nevera, sombrilla, etc. ya que no esperas lo que te encuentras al final de la cuesta….
    Tercer chasco: chiringuitos, restaurantes, pistas de tenis, alquiler de embarcaciones, … todo embutido en una cala de menos de 500 metros sobresaturada de gente, y para colmo….
    Cuarto chasco: De los pocos metros de playa disponible, una buena parte está flanquedada por sendos carteles que prohiben el baño… ¿el motivo? A cada rato, atrancan en la playa enormes ferrys que van cargando y descargando turistas de los pueblos colindantes.
    Que es lo que queda? Unos pocos de metros de playa junto a las rocas infestados de turistas (suerte que al menos, todavía, el agua está muy limpia, y permite ver las rocas para no chafarse los pies en ellas)
    Para más inri, el dia que fuimos hacia un viento insoportable.

    En definitiva, no os dejéis engañar por lo que se dice en muchas webs… seguramente esa cala hace tiempo fue preciosa.. pero actualmente no recomiendo a nadie perder un dia de playa para ir allí.

  3. Yo no engaño a nadie. He estado allí el verano pasado y no es tan terrible como nos la describes. Vale que no está desierta, pero es bastante más tranquila que las que hay a su alrededor. Quizá fuiste un mal día, o que en un año ha cambiado mucho, tampoco te lo discuto. De todas formas, si quieres una playa tranquila, sin explotar y sin gente, aquí lo vas a encontrar un poco difícil (mejor el Cantábrico o Galicia).

    Gracias por tu comentario de todas formas 😀

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: